Diseñando la estructura de tu compañía

Actualizado: 24 mar 2020


Cuando en la empresa hablamos de productividad y/o rentabilidad, usualmente pensamos en procesos, eficiencia y efectividad en la operación, incluso en la capacidad productiva que tienen nuestros activos. Pero no siempre estamos considerando la capacidad que tienen nuestro personal, en su habilidad de comunicarse y de responder ante eventos imprevistos así como en el análisis y conclusiones a las que puedan llegar para lograr resultados.


El trabajo colaborativo en la empresa no es opcional, ni es evitable. La pregunta que debemos hacernos como empresarios es: ¿Cómo esta diseñada mi organización para lograr los objetivos?. El diseño organizacional, la estructura de comunicación y los procesos de toma de decisiones deberían ser planeados y no fortuitos.


Habiendo dicho lo anterior es importante destacar: No hay una sola manera de estructurar tu empresa. Lo que funcionó para otras compañías puede no funcionar para la tuya. Es posible que el contexto sea distinto, la tecnología usada sea diferente, la estructura de la empresa sea distinta a la tuya, etc.


Considera los siguientes 4 factores para que puedas diseñar una compañía lista para esta nueva década:

1. Desarrolla una empresa en la que sea fácil la ejecución del plan estratégico. Si la empresa por diseño dificulta la comunicación, los procesos la burocratizan y la toma de decisiones es centralizada no estarás liberando el potencial de tu estructura.


2. Asegúrate de trasladar los objetivos estratégicos a acciones, proyectos y programas. De nada sirve contar con una gran planeación estratégica, si quien la tiene que ejecutar no entiende como hacerlo. Herramientas de administración de proyectos y de seguimiento son esenciales para convertir el plan en realidad.


3. Todo lo que hagas, hazlo con excelencia. Los errores son inevitables e incluso buenos si aprendemos de ellos. Pero si continuamente estamos equivocándonos entonces detente, entiende, corrige y supervisa. Al perseguir la excelencia no se busca la perfección, sino procurar hacerlo bien a la primera.


4. Capacita a tu equipo. Lo hemos dicho en otros blogs, si tu equipo no cuenta con las habilidades, aptitudes e incluso los valores, no hay manera de exigirles que den algo que probablemente no tiene. Una vez capacitados, entonces habrás elevado la capacidad general de la compañía.


¡Saludos!



#equipodetrabajo #organización #eficacia

18 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo